fondo de emergencia

A veces surgen gastos imprevistos que salen de nuestro presupuesto mensual, por lo que es importante disponer de un fondo de emergencia

¿Sabes qué tan necesario es un fondo de emergencia? Hay ocasiones en las que pasan imprevistos y surgen gastos que no teníamos contemplados.

Si no lo tenemos nos podemos endeudar o se puede desequilibrar nuestra estabilidad económica.

Por lo anterior, te explicamos qué es un fondo emergencia y cómo crear uno para esos imprevistos.

¿Qué es un fondo de emergencia?

De acuerdo con la Revista del Consumidor de la Profeco, un fondo de emergencia es una reserva de dinero que se destina a situaciones inesperadas.

Estos fondos pueden ser utilizados para cubrir pagos no planeados y que salgan dentro de nuestro presupuesto mensual.

Por ejemplo:

  • Desempleo
  • Un problema de salud
  • La pérdida de un objeto necesario (como un refrigerador)

¿Es necesario?

Los fondos sirven para evitar endeudarte pidiendo préstamos que podrían generarte intereses y al final terminar pagando más.

Existen investigaciones en las que se dio a conocer que personas que tienen menos ahorros que los ayuden contra futuras emergencias, tienen dificultades para recuperarse financieramente.

En México los bajos salarios y la poca cultura financiera refleja el disminuido porcentaje de personas que ahorran: alrededor de 25 millones tienen un ahorro, es decir, el 35.5 %, de acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

¿Cuánto dinero debe tener el fondo de ahorro?

La Profeco menciona que lo ideal es que cubra de tres a seis meses de tus gastos fijos.

Ojo, son tus gatos, no tu sueldo. Si mensualmente gastas 5 mil pesos, tu fondo debe ser de al menos 15 mil.

Pero si tienes más posibilidad de ahorro y quieres tener más tranquilidad, puedes hacerlo hasta de un año.

Por esto la Profeco recomienda hacer un presupuesto mensual para determinar cuánto dinero gastas y cuánto puedes destinar para guardar.

¿Cómo crear un fondo de emergencia?

Debes considerar que es diferente a un ahorro, por lo que debes separarlos. Existen estrategias para comenzar un fondo de ahorro:

  • Crear el hábito de ahorro: es importante ser constante y empezar a generar un hábito para ahorrar dinero en tu fondo.
  • Poner una meta: debes tener en cuenta una meta de cuánto dinero en tu fondo de ahorro quieren tener, teniendo en cuenta además cuánto puedes disponer mensualmente.
  • Aprovechar oportunidades únicas de ahorro: puede que en algún momento del año el flujo de dinero sea mayor, por lo que en lugar de gastarlo podrías destinar una parte al fondo de emergencia.
  • Ahorro automático: una de las formas más fáciles es establecer un monto que se transfiera automáticamente a tu fondo.

Recomendaciones para fondo de ahorros:

  • Analiza dónde guardarlo: podría ser una cuenta de banco donde tengas disponibilidad inmediata. Una de las mejores opciones es una cuenta de inversión donde puedas retirar fácilmente .
  • Establece reglas de uso: determina qué es una emergencia o gasto inesperado.
  • Reduce gastos: evita o sustituye los llamados gastos hormiga (café, chicles, botana, entre otros) y destínalos a tu cuenta de ahorro.
  • Si lo usas, reponlo: si pasaste por un momento inesperado donde requeriste utilizar tu fondo, comienza a recuperarlo eventualmente.
  • Te disciplina: no gastes impulsivamente.
  • Lleva un presupuesto por escrito: con esto podrás visualizar el uso de tus ingresos y a donde se destinan.